lunes, enero 09, 2006

Dolores, Alicante - (Por Santi Pita)


Vista aerea del Pueblo de Dolores

Me despierto en un sofá de eskai con un tablón medianero clavado bien dentro de mis riñones. He conseguido dormir con la cabeza contra el lateral del apoyabrazos y mi oreja izquierda tocando el hombro del mismo lado. Va ser una postura difícil de abandonar. Estoy en un salón forrado con posters de bandas rockeras. Ante mí se extiende una mesa baja plagada de ceniceros donde ya no cabe una colilla, botellas vacías, y vasos largos con culos de distintos colores. Como veo todo esto un poco borroso me tomo un momento para intentar enfocar, pero no se si podré concentrarme lo suficiente, porque me invade la dolorosa sensación de que no me cabe el cerebro en el cráneo. Me duele hasta el pelo. No se muy bien donde estoy, ni que hago aquí.

Cierro los ojos en un esfuerzo por situarme en el mundo, pero me asaltan imágenes inconexas y muy poderosas: Viajes en coche, conciertos en pequeños garitos, sesiones de alcoholismo a mala baba y todo tipo de consecuencias fisiológicas, hacinamiento en pensiones, un día de playa dorado con paellón incluido, más bolos, enfados y discusiones, más borracheras, abrazos y camaradería... todo da vueltas en un puchero de colores chillones que remueve un demonio con perilla y gafas de pasta... Abro de nuevo los ojos y respiro hondo. Parece que el contenido del puchero está en realidad en mi estómago y amenaza con abandonarlo por cualquier vía de escape disponible si me muevo demasiado.

Entra en el salón una chica morena y espigada que me suena de algo. Es guapa y bastante joven. Luego recordaré que es la novia lolita- inquilina- camarera de Harry Paqué, el dueño del Tik Tak, poeta e incomprendido promotor de la escena rock rural levantina. También recordaré que estoy disfrutando de su hospitalidad. Sin dejarme abrir la boca, la chica empieza a disparar: Ha terminado su turno de reponedora en el Carrefur y de vuelta a casa se ha pasado por el médico, que le ha revelado que tiene un enfisema pulmonar. No es ni mediodía. Sin interrupción alguna comienza a repasar el historial médico de toda su familia. Francamente no es el momento de hablarme de enfermedades. Ahora está contándome algo sobre su padre que ya no tiene nada que ver ni con los enfisemas pulmonares, ni con el Carrefour, ni con nada que pueda interesar a nadie más que a ella. Sigue hablando mientras yo empiezo a buscar con la vista algo que me permita meter baza: Una referencia, un amigo, mis zapatos, lo que sea. Todavía no he sido capaz de decir ni mú.

Las posibilidades de esta habitación se han agotado del todo. Siento que mi cuello va recuperando la movilidad y consigo orientarlo hacia la puerta, que la chica ha dejado abierta. Ahí está el cabrón de Chema (y quizá también el cabrón de Juan), de vuelta de la ducha, descojonándose de mí en silencio y devolviéndome a la realidad. Ya lo recuerdo todo. Ella sigue hablando sin parar. Viajo con la banda de rock Insanity Wave. Estoy en Dolores, Alicante.

A veces estás en una playa del caribe y otras puedes estar en Dolores, Alicante. La vida es así. Dolores es un pueblo de 6000 habitantes, alejado de la costa, rodeado de absolutamente nada, y con bien poco en su interior. Un amontonamiento de bloques de tres pisos y naves industriales achicharrados por el calor. Como único escape megadiscos a las que huir en coches tuneados, o al menos decorados con pegatinas guapas de otras megadiscos. A pesar del panorama el Tik Tak mantenía una programación estrictamente compuesta de rock alternativo en directo; La noche anterior a mi resaca, la mantuvieron unos siete individuos alcoholizados e Insanity Wave. ¿Qué hacían allí? Los primeros claramente no habían conseguido plaza en ningún coche tuneado aquél día, pero ¿Insanity Wave?

Insanity Wave han tocado el éxito y se les ha escapado, han sentado cátedra y también les han enmendado la plana. Han sido reyes y mendigos, modernos y casposos, se les ha reconocido y también se les ha enseñado el culo en respuesta muchas veces. Es cierto, han pasado tiempo en Dolores, Alicante. Pero Insanity Wave siempre se ha divertido. El Rock and Roll es rabia y rebelión, a veces es tristeza y dolor, y muchos piensan que debe ser lujo, drogas, y fajos de billetes. Pero nunca puede dejar de ser cachondeo y diversión colectiva. Para eso se inventó. Espero que no lo dejen jamás. Mientras se sientan dispuestos a liarla, allí estaré si puedo, en Dolores, Alicante, o donde sea. Quizá vosotros también. Nos lo pasaremos que te cagas.


Nota de Escrigna: Santi Pita fue primer bajista y miembro fundador de Insanity Wave. A él se debe el precioso nombre que llevamos. Su narración relata una pequeña aventura de nuestra apocalíptica gira promocional del álbum "The Minor League", por tierras de España. Donde Santi acompañaba a la banda haciendo las funciones de "roady".


Escucha toda nuestra música en INSANITY WAVE MUSIC.

14 comentarios:

Luciernaga dijo...

Es un guion para una pelicula, Por favor pensarlo

Escrigna dijo...

Lo primero que me viene a la memoria es el tipo que nos albergó en su casa, el "Sr. Paqué". Después del bolo, al cual habían asistido 7 personas (entre ellas la cantante de Miranda Warning) y después de ser increpado por la banda por la mala promoción del mismo, argumentó a su favor que “a sus conciertos, en su local, no venía nadie. Que traía a los grupos para verlos él solo”. No olvidar que ante la falta de escenario en el local, Juan tuvo que montar su batería encima de una mesa de billar!!!!!!!! (Ahí quedó patente el equilibrio del mismo).
Otra situación pintoresca fue cuando a las cinco de la mañana, ya en su casa y después de hacernos una sesión de fotos “para la pared de su salón”, el menda empezó a recitar endiabladamente poemas...que para resumiros, eran cantados de la siguiente manera: “Asfalto!...sangre rodando por el sucio Asfalto...coches estrellados...uhm...¡Me cago en hostia! ¡copón! (Daba igual el tema. ¡Todos sus poemas acababan rimando en ¡Me cago en la hostia copón!)...Un verdadero Crack.

Anónimo dijo...

También es bueno recordar un verdadero "momento rock" protagonizado por el Sr. Paqué. Tras constatar que no había sido una de las mejores noches en el "Tik Tak" o "Tak Tak", que ya no me acuerdo, y ante la obligación de pagarnos nuestro exiguo caché nos hizo la siguiente oferta: ¿Qué os parece que os pagué parte del caché en chocolate? (El chocolate no era de suchard ni Lindt, más bien marca de la casa...)

También recuerdo qué el Sr. Paqué nos enseño su álbum de fotos, que consistía básicamente en él mismo con un abrigo de piel de leopardo rodeado de distintas pilinguis con aspecto de estar afectadas por el consumo de estupefacientes varios.

Finalmente recuerdo su insistencia en pegar la pegatina de su local en la furgoneta, lo que por supuesto logró.

Sólo espero que este buen hombre no esté en prisión.

Colman

santipita dijo...

Había intentado tratar al bueno de Harry Paqué lo mejor posible, omitiendo... todo lo que estáis contando, que tiene mucha miga. En fin, quizá no lo lea. Por cierto, la puta pegatina de su bar la pegó en mi coche. COPÓNNNNNNNNNGG
Por cierto, si estáis en la honda del pressing catch mexiconírico y os molan las fotos, echadle un ojo a mi flamante blog santipitaok, que Chema ha linkado amablemente desde el suyo

Hans dijo...

Santi Pita es un hombre sabio y debe reflexionarse cuidadosamente sobre sus palabras:
"El Rock and Roll es rabia y rebelión, a veces es tristeza y dolor, y muchos piensan que debe ser lujo, drogas, y fajos de billetes. PERO NUNCA PUEDE DEJAR DE SER CACHONDEO Y DIVERSIÓN COLECTIVA. Para eso se inventó."
Brillante.

santipita dijo...

Gracias Hans, tu si que eres sabio! Viva el cachondeo!

abuelo dijo...

eso, eso, cachondeo, que no nos lo quiten.
nos quedamos sin botellones, ahora sin tabaco, y al paso que vamos sin lugares donde poder escuchar música en directo.

Escrigna dijo...

Abuelo cabrón! A ver si nos vemos!!!!!!!!

abuelo dijo...

el próximo jueves 19 pero me tienes que dar más datos acerca del grandísimo evento. hay que darle publicidad!!!!!! que después van siete

Escrigna dijo...

Estoy preparando unas crónicas sobre los ensayos. La sala es bastante chula Costello Club. La dirección viene en nuestro apartado de "Próximas actuaciones" con un link.

abuelo dijo...

hombre, por el nombre ya recuerda grandes cosas. espero que haga honor al nombre.
santi, respira cabrón

santipita dijo...

Que pasa Abuelo... no había caido que eras "el" abuelo... nos vemos en el concierto!

abuelo dijo...

a ver si nos ponemos de acuerdo antes y nos tomamos una cañita para calentar

santipita dijo...

Ssostaecho